lunes, 21 de noviembre de 2005

DÍAS SIN HUELLA / DÍAS DE VINO Y ROSAS


Para mi estas son las dos películas más terribles que he visto sobre el tema del alcoholismo (ni Leaving Las Vegas ni nada)... Retratan de una manera realista la autodestrucción de sus protagonistas y de todo su alrededor, las mentiras, las excusas a uno mismo y a los demás, la falta de voluntad para dejar el alcohol, etc... Me faltaba por ver "Días sin huella" ("Días de vino y rosas" la he visto ya varias veces) y es brutal. El otro día hablabamos por aquí de Match point, que es un drama que se aparta de la nota cómica que tiene la mayoría de las películas de Woody Allen. Pues esta otra película, para ser de otro mago del humor como es Billy Wilder no podía ser más dura. Vemos al protagonista mintiendo a su hermano, a su novia, a todos los de su alrededor, robándoles dinero etc, todo para comprarse una botella de whisky.



VERSOS QUE ESCRIBÍ DORMIDA

Bebo porque la gente no me gusta,

porque a la gente la quiero demasiado;

las cosas cambian y el ímpetu se enferma,

sé lo que dan de sí los hombres;

sé que hay pocos que prestarían sangre,

sé que hay muchos que me encarcelarían.

Bebo para olvidar que estoy bebiendo.

Porque la noche es larga y tiene seres,

la vida es corta en cambio y tiene prisa,

la alcoba es grande y el sereno bizco

y un chinche flaco trepa por el techo.

Bebo para acordarme de estas cosas.

Bebo para olvidar que estoy bebiendo.

GLORIA FUERTES


2 comentarios:

Porno dijo...

Cada vez q veo Días de Vino y Rosas se me hace durísimo ver a Jack Lemmon en ese papel. Casi me hace daño ver a ese actor que me gusta tantísimo y tanto me ha divertido en el cine en un papel tan extremo. Me la he visto mil veces pq es la peli favorita de mi padre y me ha sentado en el sofá a verla, cada vez q la emitían por la tele. Es q mi padre trabajo en el Bellas Artes de proyeccionista cuando llegó a SS. Compaginó estudiar y el trabajo en el Bellas Artes. Ahora me meto con él cada vez q le pillo viendo alguna peli bodrio de telecinco. Él q me lo ha enseñado todo del cine¡¡¡¡

desconvencida dijo...

Vamos, ya veo que la cinefilia te viene por los genes ;)

Por eso es tan grande Lemmon, es lo que tú dices, ese actor que tanto nos ha hecho reir ("Con faldas y a lo loco" es una de mis películas favoritas) en esta película sólo inspira patetismo y lástima, no tiene ninguna gracia lo que vemos, cómo lleva al alcoholismo a su mujer y luego se siente derrotado porque no puede sacarla del pozo al que él mismo le ha llevado, porque si lo hace ella le arrastrará a él, uff... Cada vez que veo "Días de vino y rosas" se me quitan las ganas de volver a probar una gota de alcohol (esto último es momentáneo, jejeje, pero produce ese efecto en mi).

 
Free counter and web stats